MIEL ECOLÓGICA CON PRÓPOLIS DE 250 ml.

9,70 €

complete the look

¿Para qué sirve el propóleo?

Los profesionales de la voz, los pacientes con infecciones y aquellos que desean mejorar su piel son los principales beneficiarios del própolis. Entre sus bondades destacamos:

Mejora el sistema respiratorio

Es el uso más conocido de este producto de las abejas. Sirve para tratar resfriados y gripes por sus acciones antibiótica y antiviral. Además se emplea para cuidar las cuerdas vocales y la garganta .

Se puede también aprovechar para tratar anginas, laringitis, faringitis y aftas bucales. Algunos lo recomiendan para tuberculosis pulmonar.

Trata problemas digestivos

El própolis tiene propiedades beneficiosas para el estómago y el colon; ayuda a combatir la bacteria Helicobacter pylori, que provoca úlceras gástricas, y reduce los dolores provocados por la gastritis, la diverticulitis y la enfermedad de Crohn. Es aconsejable también en caso de diarreas o problemas intestinales.

Visita este artículo: Importancia de cuidar la flora intestinal para evitar problemas digestivos

Combate infecciones femeninas

 

En sus usos ginecológicos, el própolis actúa contra las llagas uterinas, las cándidas, la picazón y las inflamaciones vaginales. Para todos estos casos se deben hacer lavados con agua y propóleo diluido. Se usa también para el herpes (genital o labial).

Elimina problemas dérmicos

Si tienes hongos en la piel o en las uñas el própolis puede ser de mucha utilidad. También sirve para aquellas personas postradas en la cama que presentan escaras, llagas o ulceraciones. Es usado, además, para heridas, acné, dermatitis de contacto y sabañones que salen por el frío.


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR